El Delegado del Gobierno en Andalucía, Luis García Garrido, ha recibido esta mañana a una representación de niñas y niños refugiados saharauis que pasan el verano juntos a las familias andaluzas. Tras un pequeño refresco para aliviar el calor, el Delegado les ha dado la bienvenida y ha agradecido la solidaridad de las familias que cada año colaboran con el pueblo saharaui.

Al acto también han acudido el vicepresidente de la Asociación de Amistad con el Pueblo Saharaui de Sevilla, Miguel Castro, el Responsable de Vacaciones en Paz Rafael Ruda, el Vocal de Derechos Humanos Carlos Jiménez, el de Festejos José Morales, y el subdelegado del Frente Polisario para Andalucía Baha Mustafa,

A cada uno de los pequeños, se le ha entregado un regalo como recuerdo de la visita.